Facebook Twitter Google +1     Admin

Violento atraco a un novedoso café internet de Teusaquillo

por adecintel el 30/06/2011 19:37, en NOTICIAS

Tomado de El Tiempo.Com, 22 de enero de 2011. Por: REDACCIÓN BOGOTÁ | 9:35 p.m. |

Robo a local en Teusaquillo

Arrasado quedó este local de Teusaquillo, que ayer iba a abrir sus puertas al público. Foto: Rodrigo Sepúlveda / EL TIEMPO

Cuatro hombres asaltaron el negocio en esa localidad de Bogotá. Apenas iba a debutar.

Cuatro hombres armados y encapuchados, que se llevaron equipos y dinero en efectivo por 23 millones de pesos, acabaron con los sueños de un ingeniero de sistemas de 48 años, que planeaba montar el primer café deportivo en Bogotá, en la calle 57 con carrera 16, en la localidad de Teusaquillo.

"Eran como las 7 de la noche cuando entraron. Uno de ellos se quedó en la puerta y bajó la cortina metálica de la entrada. Nos encañonaron y nos llevaron al fondo, donde está la cocina, nos amarraron de pies y manos con los mismos cables que estábamos instalando", relata.

El ingeniero, un ex ejecutivo de ventas de Editorial Norma, acababa de invertir en su negocio el producto de la liquidación por 23 años de trabajo, el ahorro de toda una vida.

Soñaba con que su café Internet deportivo se convirtiera en un espacio familiar para disfrutar el deporte.

Pero, justo a un día de inaugurar el negocio, en la noche del pasado miércoles, estos hombres se llevaron una millonaria dotación, representada en once televisores LCD, dos computadores portátiles, una máquina ’capuccinera’ y siete millones en efectivo.

Según la víctima, el asalto a mano armada duró aproximadamente media hora. Los asaltantes tuvieron tiempo hasta para destapar dos botellas de agua con gas y consumirlas.

Los vecinos del sector aseguraron haber visto una camioneta blanca, donde los delincuentes guardaron las pertenencias, pero nadie alertó a las autoridades y hasta el momento hay pocas pistas sobre el asunto. Hoy, sólo existe un video de una de las cámaras de monitoreo de la Policía.

De esta forma, Cofee Colombian Sports, como será llamado el negocio, quedó truncado antes de nacer. "Nadie se imagina lo que es perderlo todo en una noche. La fiscal encargada del caso vino a registrar el lugar y me encontró llorando. Dijo, en tono despectivo, que a mí no me había pasado nada y yo me pregunto: ¿De verdad cree que aquí no pasó nada?", recordó la esposa del ingeniero.

Aunque los delincuentes se llevaron toda una vida de trabajo, este hombre prefiere no hablar del proyecto en pasado, porque para él sigue vigente. Por ahora, pide celeridad a las autoridades con la investigación y más solidaridad a la comunidad, para que estos hechos no se repitan.